spot_img
sábado, 20 julio, 2024
34.7 C
Yecla
spot_img
spot_img

LA ERMITA DE LA FINCA DE “EL HOYO”, OTRA DE LAS DESAPARECIDAS

José Puche Forte

En esta ocasión vamos a ocuparnos de manifestar la pequeña historia de otra de estas ermitas, tristemente desaparecida, la cual se encontraba a unos dos kilómetros de la ciudad, a la derecha de la carretera de Villena, en la finca de “El Hoyo”. Una mansión de recreo rodeada de una gran pinada, en la que había uno de los robles más viejos del término. Esta era propiedad de Francisco Grau Payá (1889-1982).

Junto a la suntuosa mansión de grandes ventanales, en su frontón podía leerse “Casa del Hoyo”. Al lado de la casa, circundada de jardines, se encontraba la pequeña ermita, de traza sencilla, pero bien construida, de líneas neoclásicas. Su planta era rectangular, construida en la segunda mitad del siglo XIX. Tenía bóveda de cañón y un retablo clasicista con dos columnas y altar de obra en cuya hornacina acristalada estaba entronizada una imagen de Nuestra Señora del Carmen a cuya advocación estaba dedicada la capilla. Su altura era de algo más de un metro, imagen de vestir con manto y corona. En el frontispicio del retablo podía verse el escudo del Carmelo. Exteriormente, tenía sus paredes pintadas en azul claro y blanco. Sobre su puerta de madera había un óculo ovalado. Estaba rematada por un frontis triangular coronado por una pequeña espadaña con arco de medio punto, pero sin campana.

Recuerdo aquella reducida imagen de sobre un metro veinte de altura, con manto oscuro y corona, que tantas veces vi de chiquillo, a la que se sacaba en procesión cada 16 de julio por entre los pinos de los alrededores de la casa y la ermita, la que después acabó haciéndose por el interior de la Basílica de La Purísima, junto a la que se congregaba toda la familia, junto a los fieles que la acompañaban.

Igualmente he de decir, que en el interior de esta ermita estuvo colocada la imagen de la Purísima Concepción que trajeron desde Barcelona en diciembre de 1939, para ocupar el puesto de la que se quemó en 1936, la que por cierto, no gustó a los yeclanos cuando la vieron, por lo que dos años más tarde fue sustituida por la actual. Imagen que llegó a esta finca el 7 de diciembre a las 7 de la mañana en cuya ermita se celebró una misa y a las 8 se organizó una procesión-romería que la trasladó en andas hasta la ciudad, a la que acompañó numeroso público haciendo su entrada en estas a las diez de la mañana.
Esta fue una ermita que visité en varias ocasiones. En 1986 fotografié el exterior de la casa (foto número 1) y al año siguiente la ermita, exterior e interiormente (fotos número 2 y 3). Fueron pasando los años y allá por 1990, parece ser que se proyectó el hacer un centro comercial en este paraje. Llegó a vallarse toda la zona, pero por circunstancias que se desconocen este proyecto no llegó a realizarse. La ermita ya había sido expoliada anteriormente, de lo que dio reseña la prensa regional. Estos terrenos, al parecer, pasaron a ser propiedad de los Saturnos, que iban a realizar dicha obra. En 1992 la ermita ya no tenía tejado (foto número 4) y poco después fue desapareciendo la casa y dicha ermita, pasando a formar parte del olvido. Así vamos perdiendo, poco a poco, nuestro patrimonio rural sin poder hacer nada para evitarlo.

spot_img
spot_img

Más artículos

Artículos relacionados

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

Últimos artículos