spot_img
miércoles, 18 mayo, 2022
19.1 C
Yecla
spot_img
spot_img

Las plantillas de las fábricas de muebles, ya afectadas por la alta incidencia de los contagios

Desde AREMA tranquilizan: el ritmo de producción se retrasa pero no se ha parado y esperan que la situación sea pasajera y termine en unas semanas

Alex Delegido

Con una elevada incidencia acumulada en Yecla que roza los 5.000 casos por cada 100.000 habitantes a 14 días y con más de 1.000 vecinos contagiados, de los casi 35.000 con que cuenta Yecla, era de esperar la situación que se han encontrado la mayoría de las empresas del sector del mueble a la vuelta de las vacaciones navideñas. Gran parte de sus trabajadores se encuentran contagiados de coronavirus, guardando la consabida cuarentena, y eso ha afectado de lleno a las fábricas en las que estas personas desarrollan su trabajo.

Al habla con el presidente de AREMA, José Antonio Ortega, nos confirma que “aunque esto varía mucho según las fábricas, porque hay algunas que apenas tienen afectados, menos del 5%, mientras que algunas empresas tienen al 15 o el 20% de sus empleados de baja por COVID. Esto, por supuesto, se refleja en el ritmo de producción, que no se para, pero sí se frena y hace que algunos pedidos se vayan a servir más tarde de lo estipulado inicialmente”.

El presidente de AREMA señala que “los clientes están siendo comprensivos porque saben que es un problema global. Lógicamente, la elevada incidencia de contagios de la sexta ola se está sintiendo en toda España y en toda Europa. Por tanto una demora en la entrega forma parte de lo razonable. La asociación de empresarios confía en que esta será una situación pasajera. Hay que tener en cuenta que estamos en el pico de la ola, recién terminadas las Navidades, donde la interacción social ha provocado estas cifras de contagios. Estamos llevándolo lo mejor que podemos”.

Ortega explica que “no se están llevando a cabo contrataciones para cubrir estas bajas por diversas razones. En primer lugar, son bajas de poco tiempo, la mayoría de una semana, que es la cuarentena que se debe guardar ahora en los casos de síntomas leves de COVID. Y además hay que tener en cuenta que estos trabajadores que están enfermos, muchos de ellos ocupan puestos especializados, con perfiles que no son fáciles de cubrir y no habría tiempo de estar formando a un nuevo trabajador que llegara de la calle, sólo para cuatro o cinco días laborables”.

La esperanza de la principal industria de Yecla es que “aunque enero sea duro, la situación pueda mejorar en febrero y podamos seguir afrontando nuestra racha de trabajo que se prevé bastante buena para este 2022 que ya ha comenzado”.

spot_img

Más artículos

Artículos relacionados

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img

Últimos artículos

Utilizamos cokies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarle publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de sus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar