MANIFIESTO

IES JOSE LUIS CASTILLO PUCHE

Este manifiesto ha sido elaborado por gran parte de los miembros del Claustro del IES José Luis Castillo-Puche y ha recibido el apoyo de padres, madres y alumnos del Centro a través de sus representantes en el Consejo Escolar, según informa el propio Claustro.

Los abajo firmantes, profesores del Claustro del IES José Luis Castillo-Puche de Yecla, queremos manifestar nuestra preocupación por los recortes educativos que se han puesto en práctica y otros que se van a poner en un futuro inmediato y que cada día se van conociendo gracias a los medios de comunicación. Dicho malestar se basa en el ataque frontal a nuestras condiciones de trabajo, que afecta a la calidad de la educación en su conjunto y que es injustificable cuando se trata del futuro de generaciones de españoles.

Entre los recortes más importantes se encuentran:
– La disminución de profesorado y otros trabajadores de los centros.
– El aumento de alumnos por aula (un 20% más para el curso 2012/2013), lo que repercutirá negativamente en la atención individualizada del alumnado.
– Grupos que van a estar dos semanas sin profesor puesto que las bajas solo se cubrirán a partir de los diez días, lo que es perjudicial en todos los niveles y, sobre todo, en cursos orientados a la preparación de una prueba de acceso (PAU, Ciclos Formativos, etc.).
– La gravísima situación de las condiciones presupuestarias de este centro, ya que la Consejería de Educación nos adeuda el 40% del presupuesto correspondiente al año 2011, que asciende a 83.000 €, con en el consiguiente endeudamiento con nuestros proveedores que actualmente se eleva a 40.000 €.
– La modificación de programaciones didácticas y la supresión de actividades por falta de materiales, lo que repercute negativamente en la parte práctica de ciertas áreas (Plástica, Tecnología, Madera, Electricidad, etc.).
– La disminución de actividades extraescolares (Semana Cultural, por ejemplo) provocada por la falta de recursos económicos.

A todo esto debemos añadir el aumento de las tasas de matrícula para la universidad, lo que dificultará el acceso de los alumnos con menos recursos económicos a la formación universitaria, ya que también se ha reducido la oferta de becas de ayuda al estudio. Estamos asistiendo, por tanto, a una apuesta por otro modelo educativo que va a provocar la división del alumnado por razones económicas, olvidando que la educación pública no solo es uno de los pilares del estado de bienestar, al ser gratuita y universal, sino que también es una inversión para el futuro de nuestro país.

Y con independencia de que, como trabajadores, nos veamos afectados de manera muy directa al observar la pérdida de empleo de muchos de nuestros compañeros, al padecer la congelación salarial durante varios años y un largo etcétera, queremos manifestar que seguimos prestando nuestros servicios con ilusión y conscientes del papel social que nuestro trabajo comporta. No obstante, estas firmes convicciones nos obligan a manifestar nuestro rechazo y oposición hacia esta tendencia de recortes que está mermando la calidad de la educación pública.

Por tanto, los que firmamos este manifiesto lo hacemos en defensa de una educación pública de calidad, y esa calidad depende no solo del esfuerzo de toda la comunidad educativa sino de que la administración entienda que la educación es una prioridad.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar