AREMA y sindicatos difieren al valorar las medidas del Gobierno

La Patronal considera que generan inseguridad jurídica hacia ellos y USO y CCOO las ven acertadas

Patronal y sindicatos valoran de distinta manera las medidas del Gobierno para paliar la situación económica en el sector del mueble. Para AREMA “ha habido inseguridad al no quedar claro qué tipo de ERTE era al que se podía acoger cada empresa” mientras que USO y CCOO apuestan por los ERTES por causa de fuerza mayor para proteger algo más a los trabajadores.

HABLA AREMA     

El presidente de AREMA, José Antonio Ortega explica que “las empresas del sector del mueble en el momento en el que se declaró el Estado de Alarma se quedaron sin tiendas a las que servir y las empresas dedicadas al contract comenzaron a ver anulados sus pedidos. Ante esta situación los empresarios acudieron a los famosos ERTES propiciados por el Gobierno para evitar despidos, dado que se entiende esto como una situación coyuntural. El problema surge ante la duda de si debían calificarlos como causa de fuerza mayor o por razones económicas, productivas. Los diferentes decretos no nos dejaban meridianamente claro cual es el ERTE al que cada empresa se puede acoger para salvar la multitud de puestos de trabajo que esta industria intensiva en mano de obra, proporciona a tantas y tantas familias”.

Ortega añade que “después de mucho analizar decretos, situaciones, abogados, asesores, se empiezan a tomar decisiones y comienzan a cerrar empresas y a gestionar con la  Administración las herramientas que ella misma a puesto encima de la mesa.  Nuestra sorpresa llega cuando se nos dice que no se van a cumplir los plazos que la Administración ha dado para contestar a las propuestas de ERTE presentadas cuando a día de hoy un 85% de las empresas del sector en la Región de Murcia lo han presentado o están en proceso de hacerlo, que se consideraran positivos si hay silencio administrativo. Más aun se nos “amenaza” con que una vez esto pase la Inspección de Trabajo contará con la colaboración de Hacienda y la policía, para en el plazo de cuatro años revisar las causas de los mismos”.

El presidente de AREMA dice que “al Gobierno hay que darle patente de corso para que gestione esta desconocida y grave situación como considere oportuno en el entendimiento de es sobrevenida e inédita y que gestionará todos sus recursos de la mejor manera posible para superar este momento, y sin embargo a los empresarios se les exige que sepan gestionar el momento en base a unas medidas que suponen una inseguridad jurídica total sin permitirles error alguno.  El Gobierno ha de entender que la faceta económica de esta crisis es vital y que las facilidades para las empresas que les exigimos  (moratoria en las obligaciones tributarias, de seguridad social, etc..) son únicamente facilidades para que todos  podamos conservar nuestros puestos de trabajo, y no, como parece a veces por sus palabras y actos, para defraudar”,  concluye Ortega.

 

OPINAN USO Y CCOO

Desde USO, Javier Ibáñez  indica que “la salud laboral y la protección de los trabajadores es lo primero. Una vez dicho esto, la figura de los ERTES por causa de fuerza mayor que ha utilizado el Gobierno la vemos acertada porque protege el despido, pero no lo ha prohibido. Digamos que ha endurecido las condiciones pero el despido improcedente continúa vigente”. Sobre los nueve días de permiso retribuido recuperable para las actividades no esenciales, Ibáñez explica que “la Patronal debe hablar con los trabajadores para consensuar cómo se recuperan. Hay algunas empresas, nos está llegando, que les piensan quitar a sus empleados una semana de vacaciones de agosto. Eso no se puede hacer. Las vacaciones se deben de comunicar con dos meses de antelación y esto es demandable y además por vía rápida en los Juzgados de lo social. En USO estamos a disposición de la gente y ya estamos atendiendo, por desgracia, a muchos trabajadores con contratos eventuales que han sido despedidos porque resulta barato”.

Por parte de CCOO, Francisco Martínez indica que  “en relación a los permisos retribuidos, esta medida fue reclamada por CCOO desde el  primer momento  en todo el país y sobre todo en nuestra localidad, donde  se estaban imponiendo como días de vacaciones,  a lo que nos oponíamos y aconsejábamos a los trabajadores una bolsa de horas,  que es lo que desde el Gobierno se ha regulado en el  Real decreto Ley  10/2020”.

“Creemos que esta medida puede ayudar a superar el contagio, así lo estiman las autoridades sanitarias. Comisiones Obreras se pone a disposición de los delegados y trabajadores para la negociación de la recuperación de estos permisos, tal como se recoge en el decreto. Las vacaciones se deben de acordar entre la representación de los trabajadores y la empresa. Si se imponen se puede  reclamar su disfrute. En relación a los diferentes ERTES, que se están solicitando en su mayoría por causa de fuerza mayor creemos que en principio los aprueben, aunque los revisen después, sobre todo aquellas actividades no recogidas en el Real decreto 463/2020. Deseamos que esta situación remita y vuelva ya la normalidad”.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar